POR DECIR ALGO SIMPLE

 “Demasiados de nosotros no estamos viviendo nuestros sueños porque estamos viviendo nuestros miedos”.

Les Brown

Casos de personas que viven su vida como debe ser y se desarrollan con éxitos y fracasos pero viven para dar continuidad a este río que a todos nos contiene y siguen bregando por más a pesar de las diversas tomas de judo que la existencia les hace

Son parte de este vaivén eterno que el destino o sus elecciones le deparan

Ver entrada

Pero hay casos como el de María Cash, o el de Melissa Casco, o el de María Soledad o el de Carolina Aló y muchos , muchísimos otros más que no dan lugar a conjeturas ni suposiciones ni ambigüedades. Tremenda sucesión de consecuencias de actos criminales , de negligencias, de amparos cómplices y de corrupciones archiconocidas que nos escupen en la cara una y otra vez queriendo lacerarnos con la vieja daga de la violencia.

Luego vienen las probanzas , las andanzas, el retardo , la falta de recursos del Estado , el crepitar de los gritos que piden justicia. Luego viene una tensa calma, una sentencia, una apelación y la tercera opinión que en ocasiones no falta ; Finalmente, la pena , la pena, la pena y las indemnizaciones que no indemnizan lo eterno y así sucesivamente; pero el macabro cuento no termina y como dije otros nombres entrarán a escena, otros nombres sin las personas que los portaban,quienes ya no podrán defenderse.

Transcurren nuestros días además con profugados, ,con perimetrales violadas , con leyes no claras , con asaltos y con precauciones ; como salir a la calle le y a que hora hacerlo, como llevar el celular, como poner la cartera en la silla de un bar, como cerrar las puertas del auto , como salir de los bancos para prevenir la salidera , como insertar las tarjetas en los cajeros , como cuidarse del robo de datos , como atender a la gente cuando te golpean la puerta, y si es posible no atenderlos . Desconfiar , esconderse, contestar el teléfono con pautas para hacerlo, mirar los billetes que nos dan en la calle, alarmas , rejas , contraseñas etc . Esbozo de sociedades que se van desfigurando en la seguridad que solo la inseguridad retroalimenta y que lentamente nos convierte en un frontispicio sin casa.

Una casa que debería ser de todos pero pareciera ser que una invisible voluntad se empeña en contradecirnos.

Mas no es así…… somos todos y cada uno dentro de sus responsabilidades quienes debemos tomar este toro y sacudirnos el yugo de la desaprensión por la verdad, por la ley y por el indecoroso procedimiento del todo vale .Ser civilizados con los renuentes a la armonía y señalarles el camino mediante el Derecho.

Puedo asegurar que todavía no aprendimos

No es un dedo acusador leyente ni una lección de ética y menos de moralina de escritor sin rumbo en el papel.

Es el sueño soñado, soñador , pero activo , dinámico de quién solo desea no llegar a otro fin de año para brindar y nada más. Algo tiene que haber , lo sé , lo quiero y extiendo mi mano para que nazca el hecho más pleno del mundo

La resurrección de todos los Argentinos. Para mí esa es la posta… por decir algo simple

Pedro Zinno

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s